Falacias visionarias

image

Así, como descubrimos lo oculto en la selección decodificadora de nuestros ojos; así, como reconocemos la influencia de recuerdos o aromas inexistentes; así, como es, fluorescente: sesenta, cien o cuarenta. Así es como no le debemos temer a la muerte, sino a no comprenderla; una y otra vez.

He nacido miles de veces esperando el momento en que sea posible evitar mi temprana partida. (Todos) Naceremos otras mil veces más, hasta la próxima glaciación; subsistiremos por los años de los años hasta que el tiempo deje ser coordenada.

Hoy, los ciclos terminan: renacen, reinician.

Solemos aspirar a la gloria tras el exterminio, creemos en nuestra valía – creemos merecerla; creemos, creamos jerarquías -. Supervivencia, relamiente de pautas, que nos pertenece y ejerce.

El recuerdo será cordura hasta encontrar cobijo para nuestra impericia.


© 2007

  • Etiquetas: